Cuidado de los ojos


Los ojos requieren unos cuidados constantes porque son órganos muy delicados. Sin embargo, sobre todo por circunstancias de trabajo, nos vemos obligados a someternos a un estrés visual que no les favorece, algo que resulta evidente en el caso de personas que pasan muchas horas frente a la computadora con la vista fija en un punto sin apenas parpadear.

Sin embargo, también se resienten de un exceso de lectura en lugares con poca uz, del abuso de luz artificial sin que les toque el sol y del trabajo en ambientes repletos de humo, polvo o en los que se len fuertes contrastes lumínicos.

 

Si a todo ello le sumamos el dormir poco y mal, el cansancio físico y mental, los problemas oculares que pueden aparecer de forma imprevista, como infecciones o golpes, el panorama de nuestros ojos no es demasiado optimista. Asimismo existen personas con tendencia a padecer trastornos visuales como consecuencia de una enfermedad. Incluso el nerviosismo puede perjudicar la visión.

Por todo esto, lo primero es la prevención, a través de buenos hábitos y de alimentos que nos ayuden a mantener una vista sana, así como mediante la implementación de medidas de higiene ocular:

  • Lee con buena luz y, a ser posible, natural, y nunca en movimiento. Cada media hora, haz un alto para descansar la vista, fijándote en otros puntos más lejanos que la distancia al papel.
  • Si trabajas delante de la computadora, descansa de vez en cuando, con ejercicios visuales de enfoque cerca-lejos. Recuerda que la pantalla nunca debe estar situada en una posición más elevada que la vista, con la que debe formar un ángulo de 45?. La cabeza debe mirar siempre de frente y deben evitarse los reflejos. Procura situar la pantalla, asimismo, en un lugar en el que no haya demasiado contraste con el fondo.
  • No mires la televisión muy de cerca (al menos 2-3 m), durante demasiado rato seguido ni totalmente a oscuras. Tampoco conviene mirarla en posición estirada o ladeada, sino de frente.
  • Realiza paseos al aire libre para que los ojos entren en contacto con la luz solar (la moda de las gafas de sol para todo no es buena siempre).
  • El sueño reparador es el mejor ejercicio ocular, igual que las técnicas que te ayuden a estar tranquila.

Alimentación para el cuidado de tus ojos

Los ojos necesitan antioxidantes que los protejan de los radicales libres. Así, es importante ingerir betacarotenos, vitamina C y vitamina E, además de minerales como el zinc y selenio en cantidad suficiente. Los betacarotenos se encuentran en hortalizas y frutas de color naranja, rojo o amarillo, como zanahorias, calabazas, tomates, melocotones, ciruelas, albaricoques y también en espinacas y brécol. La vitamina C está en pimientos, frutos del bosque, kiwis y cítricos. Las semillas de girasol, los frutos secos, el aguacate, los huevos, los cereales integrales y el germen de trigo son alimentos ricos en vitamina E.

El selenio, por su parte, se halla en la mantequilla, pescado ahumado, germen de trigo, pan integral, marisco, salvado, arroz integral, carne, huevos; y el zinc en ostras, semillas de calabaza, jengibre, hígado, yema de huevo.

Donde encontrarnos

Bolívar 133, Rafaela - Santa Fe

Tel.: +54 3492 501800

0800 144 OJOS

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

URGENCIAS

3492 15584742

No images found.